APROXIMACIÓN Y REVISIÓN TEÓRICA AL CAMBIO SOCIOCULTURAL

 

 

INTRODUCCIÓN AL CAMBIO SOCIAL Y CULTURAL

 

Según las distintas aproximaciones teóricas y metodológicas hablaremos de modernización, aculturación, urbanización y globalización., que son conceptos utilizados para describir la transformación de aspectos concretos  y puntuales  de la vida de las sociedades en el contexto contemporáneo, así como de su progresiva homogenización..

El objetivo es llevar a cabo un reflexión explicativa el binomio estabilidad-cambio social.

En definitiva se trata de situar el estudio del cambio en el corazón de la cultura y de la sociedad.

EL CAMBIO DESDE UNA OPTICA HUMANISTA

 

1. EL CONFLICTO DIALÉCTICO DEL CAMBIO EN LA FILOSOFÍA: HERÁCLITO, PARMÉNIDES, DEMÓCRITO Y ARISTÓTELES

 

Eráclito de Éfeso (600 a. C.): "...lo que es está constantemente cambiando. Nada permanece igual en dos momentos consecutivos."

 

¿no es posible afirmar que aquello que está en el proceso de cambio, cambia solo en ciertos aspectos pero no en todos?

 

Parménides (500 a. C.): Decir que algo cambia es decir que ese algo, después del cambio, es algo diferente de lo antes era.

 

"¿como es posible que en un tiempo dado, algo nuevo, algo que no estaba allí antes pueda ocurrir?. O, ¿cómo es posible que, en un cierto momento, algo existente desaparezca de pronto, que de pronto se extinga de la existencia?"

 

Afirma que el cambio es imposible.

 

El concepto de no-ser o de la nada, es un concepto que según Parménides, no puede ser pensado. Pensar, es necesariamente pensar en algo; pero es sin duda imposible, pensaren aquello que no es. Para que aquello que tiene ser , hubiera venido del no-ser, el no-ser , el no-ser debería haber sido algo, es decir debería tener ya ser.

 

Estas afirmaciones de Parménides no constatan la realidad empírica. Ejemplo: los seres humanos envejecemos, pero aún somos seres humanos; la mantequilla en la sartén caliente, se derrite, pero aún sigue siendo mantequilla.

 

Demócrito de Abdeba (500 a. C.): Argumenta a favor de la existencia del  cambio.

 

" El ser (aquello que es) debe ser algo eterno e indestructible"

El mundo consiste en entidades materiales pequeñas, invisibles e indivisibles. El mundo de Demócrito, consta de átomos, movimiento y espacio vacío.

 

Esta concepción del mundo, se le conoce con el nombre de materialismo y mecanicismo.

 

También las cosas poseen otras propiedades o cualidades secundarias, que son las apariencias: colores, sonidos, olores y sabores. Son formas o maneras de percibir las diferentes combinaciones de átomos. A esta concepción de las cualidades secundarias se la denomina teoría del carácter subjetivo de las cualidades.

 

Aristóteles (384 a 322 a. C.)

 

Se ocupó por caracterizar y examinar el concepto del cambio, es decir, intentó descubrir el esquema conceptual necesario para la comprensión, explicación y descripción de dicho concepto.

 

Para Aristóteles, una concepción necesaria para comprender el cambio es el uso del concepto de sujeto,  puesto que no tendría sentido hablar de cambio si no hubiera ninguna respuesta a la pregunta de qué es lo que está cambiando.

 

Un cambio ha de ser cambio de algo a algo diferente.

 

 En general se puede decir que un cambio implica que una propiedad p cambia a la propiedad no p, pero el concepto de sujeto del cambio permanece constante durante el proceso de cambio.

 

Aquello a lo que se refiera o nombra el sujeto se llama el sustrato del cambio, pero también las cosas o los objetos son sustancia, por lo tanto en los procesos de cambio, las sustancias son los sustratos del cambio.

 

Pero cada algo, ya sea objeto u sustancia, no es susceptible de todo tipo de cambio. Ejemplo: Es posible que la madera se queme, pero no que se disuelva en agua. ¿Cómo llamaremos al cambio de unas determinadas propiedades a otras? Aristóteles llama a estas cualidades potenciales de cambio materia o causa material.

 

Las propiedades o características que determina si una cosa o sustancia es este o aquel tipo de cosa  se llaman propiedades definitorias u esenciales, llamadas forma de la sustancia o cosas, pero además, la cosa también posee propiedades que no tienen nada que ver con su forma, son propiedades o cualidades no esenciales o accidentales.

 

 Para que una posibilidad se actualice, es decir, para que se produzca un cambio, deben existir tres tipos de causa que implementen dicha posibilidad:

 

-         Causa eficiente: quién o qué produce el cambio.

-         Causa formal: leyes que gobiernan el cambio, es decir, por qué se produce de esta manera y no de otra.

-         Causa final: aquello a lo tiende el cambio

 

 

 

-         Sujeto del cambio: Juan

-         Sustrato del cambio: Juan

-         Sustancia del cambio: Juan

-         Forma o propiedades esenciales: el alma o esencia del ser humano

-         Propiedades accidentales: fisionomía y carácter

-         Propiedad p: niño

-    Propiedad no p: no niño                 adulto

                                                                                                                                                                                                                                                 causa eficiente

                                                                                                              

-         Causa material del cambio: lo que posibilita el cambio  causa formal

 

causa final

 

 

2. PERSPECTIVA ANTROPOLÓGICA Y SOCIOLÓGICA DEL CAMBIO SOCIAL Y CULTURAL.

 

2.1. La teoría evolucionista

 

Evolución en su acepción moderna significa proceso regular de cambio.

 

Comte, Parsons, Huxley y White son autores que han  desarrollado definiciones de evolución , que aunque con algunos puntos de variación entre ellas convergen en rasgos comunes:

 

 

En el evolucionismo surgen diferencias a la hora de establecer la causa principal desencadenante del cambio socio-cultural de un estadio a otro:

 

·        Tylor:                         desarrollo mental de la humanidad

·        Morgan:                     progreso de la inteligencia técnica

 

2.1.1. Crítica a las teorías evolucionistas

 

Según Anthony Giddens, la historia de la humanidad no tiene una figura evolutiva y se puede cometer un daño positivo si se intenta comprimirla en una . Para este autor las teoría evolucionistas son susceptibles de críticas en los siguientes aspectos:

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

2.2. La teoría funcionalista

 

    A grosso modo, definimos el funcionalismo como el intento de explicar los fenómenos sociales mediante otros fenómenos sociales contemporáneos a los primeros o cuasi simultáneos con ellos, rechazando, en este respecto, la "búsqueda de los orígenes". En lugar de los métodos de los evolucionistas, como Spencer, proponían un método de análisis de la sociedad  más riguroso, concebida como una unidad integrada, es decir, como un sistema.

    Los funcionalistas se han centrado en la organización y el funcionamiento de la sociedad solamente en un momento dado de su evolución, negando, en este sentido la historia y el cambio social.

    Al trazar una explicación, digamos en términos genéticos, tendieron (Durkheim, Radcliffe-Brow y Malinowski), también, a suprimir toda investigación sobre la dinámica real del cambio.

     No obstante, no debemos creer que el funcionalismo se ha inhibido de todo interés por el cambio social. A.L.Kroeber recoge los cambios introducidas por la difusión de los inventos, de las técnicas y de los conocimientos y Robert Merton ha analizado el papel de diferentes factores en la evolución de los conocimientos científicos y tecnológicos.

 

2.2.1. El equilibrio social y el cambio social: el funcionalismo de Malinowski

   La teoría del funcionalismo, desarrollada por Malinowski (1884-1942), presupone que todos los procesos sociales han sido causalmente determinados.

   Cada pieza se justifica causalmente. Esto es así porque, antes de que algo nuevo pueda ser incorporado al sistema cultural, debe satisfacer alguna necesidad humana.

   La cultura es un vasto aparato, en parte material, en parte conductual, en parte espirituales ,que se desarrolla para capacitar al homo sapiens a resolver los problemas concretos y específicos planteados dentro del marco de un medio hostil. A partir del medio hostil de la naturaleza, el hombre intenta crear un segundo medio, más favorable: éste es la cultura misma.

   Aunque en el sistema teórico de Malinowski, parece no haber lugar para el cambio, no es menos cierto que el funcionalismo tiene particular importancia al explicar cómo las sociedades no complejas continúan reproduciéndose con sólo cambios mínimos a lo largo de muchas generaciones.

   Además del principio de función, reconoce otros dos: evolución y difusión.

          Evolución: hay un continuo proceso de adaptación, por el cual la cultura se enfrenta a las nacientes necesidades del individuo y del grupo. La cultura es un todo integral, que se modifica continuamente para estar en armonía con las cambiantes necesidades del grupo y del medio natural. Esto no es sino reiterar que la innovación cultural debe satisfacer una necesidad percibida: solo sobre esta base puede alcanzar una vida objetiva y realidad.

          Difusión: Es el préstamo tomado de otra cultura., de varios inventos, aparatos, instituciones o creencias.

Evolución y difusión se basan en esa cierta ductilidad que es inherente a la naturaleza humana.. la situación de contacto, donde dos culturas físicamente se yuxtaponen y mezclan, a su vez hará surgir necesidades nuevas, que par satisfacerlas surgen nuevas instituciones, y/o se modifican las antiguas.

 

Secuencias del cambio según Malinowski; 3 fases del contacto cultural:

1ª. Costumbres, creencias e instituciones indígenas. Equilibrio estable.

2ª. Segunda cultura activa, predatoria e intrusa.

3ª. Proceso de contacto y cambio, bajo forma de conflicto, cooperación y acuerdo.

Como resultado cambios que afectarán tanto a la cultura indígena como a la intrusa.

El resultado final es una nueva integral, que no constituye ni una simple mezcla de elementos, ni una simple yuxtaposición de elementos parcialmente mezclados. Se desarrolla una nueva necesidad integral de la situación de contacto de culturas: una nueva institución integral para satisfacerla.

Difiere de difusionistas clásicos (Ratzel, Graebner, Schmidt), en el sentido de no subrayar la migración de "rasgos" o "complejos de rasgos" que viajan y llegan a arraigarse como enclaves ajenos en una masa no modificada. Antes bien, su cuadro es un proceso dinámico de intercambio entre una figura estructurada, migratoria, que penetra en una masa estructurada.. De esta conjunción se produce una nueva estructura.

"El cambio cultural no es un producto estático... no es un sistema de integración temporal o de unidad armonizada... no es una mezcla mecánica... los fenómenos del cambio son nuevas realidades culturales.." (Malinowski)

 

2.2.1.1. Aculturación

    Es a partir de los proceso de  contacto cultural, cuando las sociedades o grupos sociales que protagonizan dichos procesos, asimilan o reciben por imposición rasgos o conjuntos de rasgos que provienen de otra sociedad, que estamos hablando de aculturación.

    Para los antropólogos sociales británicos el contacto cultural se representa a través de las relaciones de las potencias coloniales con los pueblos indígenas. Los cambios producidos no solo fueron políticos; se produjeron alteraciones radicales en todos los estratos de las instituciones sociales y culturales..

    El término aculturación pertenece a la escuela "culturalista"  (Herkovits) , y de modo más general al pensamiento etnológico de los años 50.

    Para N. Wachtel  la dificultad de su estudio se debe al carácter demasiado general de la noción de aculturación. Se refiere a situaciones de índole muy diversa: integración, asimilación, sincretismo, disyunción. 

 

2.3. El materialismo histórico

Hegel (1717-1831): "...lo real es lo racional y lo racional es lo real"  "...el hombre se ha de actualizar como ser racional".Hegel llamará espíritu subjetivo a la razón que se expresa en los actos de cada individuo, y espíritu objetivo a la razón que se expresa en las leyes e instituciones de la sociedad.

Karl Marx (1818-1883) retoma la dialéctica de Hegel, pero si para éste último el curso de la historia del mundo está regido por un espíritu objetivo, una razón objetiva que posibilite la libertad, para Marx el desarrollo de la historia está marcado por causas materiales y no espirituales. Las causas materiales que dirigen la evolución de la Historia son de naturaleza económica. Marx dividió someramente la Historia en las fases asiática, clásica, feudal y burguesa capitalista, y mantuvo que cada una tenía que dar paso a la siguiente cuando las condiciones estuvieran maduras.

    A partir de su teoría general de la Historia, Marx predijo que la pugna entre burgueses y proletarios abocaría a una gran revolución social con la institución de la nueva fase comunista. Esto no se produjo así, si no que las revoluciones comunistas tuvieron lugar en países con poco desarrollo capitalista (Rusia, Yugoslavia, China)

Para Max Weber (1864-1920) el Capitalismo está regido por unos valores, una ética y un espíritu que lo caracterizan y el elemento de análisis fundamental será el estudio de los valores vinculados a una moral de origen religioso. Valores que nos permiten hablar como uno de los factores del cambio social. Pero ¿porqué las ideas, los valores ejercen una influencia sobre el cambio social? Porque las ideas tienen un impacto social en la medida en que activan y orientan la motivación de los actores sociales. El "espíritu del capitalismo" se define como un tipo particular de conducta económica, que se caracteriza por la búsqueda de ganancias cada vez mayores, gracias a la utilización racional, calculada y metódica de los medios de producción, como también de las condiciones del mercado y del intercambio.

La racionalidad del espíritu del capitalismo la encontramos en la moral calvinista, cuyo ascetismo comportaba obligaciones, la primera de ellas era el trabajo, el ser humano debía trabajar toda su vida, sin pausa ni descanso. También tenia que llevar una vida austera, evitando el lujo y empleando sus riquezas en nuevas actividades productivas. Finalmente todo creyente debía también ser instruido para poder leer la palabra de Dios.

3. DIFERENTES PERSPECTIVAS EN EL ESTUDIO DEL CAMBIO SOCIAL Y CULTURAL

3.1. Talcott  Parsons. Aportaciones.

1º) Situar puntos de referencia. En toda ciencia, el cambio solo tiene sentido con respecto a algo definible, es decir algo que sea susceptible de una descripción en términos estructurales.

2º) Presentar la diferenciación de tres tipos de cambio social: la evolución a largo plazo, el cambio de equilibrio y el cambio de estructura.

Nociones de acción, de sistema y de subsistemas de la acción en Parsons:

    ·        Noción de acción: es toda conducta humana, individual o colectiva, consciente o inconsciente, enmarcada en un sentido que recoja los compromisos externamente observables, junto con los pensamientos, los sentimientos, las aspiraciones, los deseos, etc.

    ·        Noción de sistema: A su vez, la acción se sitúa y siempre simultáneamente, en cuatro "contextos" o marcos de referencia de la acción, constituidos por cuatro sistemas.

      - El sistema orgánico o contexto biológico: La Naturaleza.

      - El sistema de personalidad o contexto físico: El Hombre.

      - El sistema social o contexto social: La Sociedad.

- El sistema cultural o contexto cultural: La Cultura

Cada acción está inscrita en los cuatro contextos a la vez, y resulta siempre de una interacción de fuerzas  o de influencias procedentes de cada uno de ellos.

En esta perspectiva de interdependencia, los cuatro sistemas pueden pues ser considerados como cuatro subsistemas  de un sistema más general, que es el sistema de la acción.

El sistema social: insumos y productos. El insumo consiste en códigos para la organización de información, disposiciones de necesidades (adecuación, seguridad, conformidad y alimentación) y potencialidad plástica.

Los subsistemas de la acción. Según la teoría de la acción, cada sistema exige tener cuatro elementos necesarios o subsistemas:

  Carácter cibernético de estos mecanismos de control: los cuatro subsistemas están jerárquicamente ordenados desde el punto de vista del control que ejercen sobre la acción. El sistema biológico se halla en el nivel inferior de la escala, y siguen luego, superponiéndose, el sistema de la personalidad, el sistema social y el sistema cultural.

  En efecto, en una jerarquía cibernética, un sistema se sitúa hacia lo alto de la escala cuanto más rico es en información, y en lo más bajo, cuanto mayor es su riqueza en energía. La jerarquía cibernética nos muestra que se trata más bien de una estructura de interdependencia basada en el escalonamiento sucesivo de los mecanismos de la acción.

Imperativos funcionales. Parsons, cree que toda sociedad o todo sistema social, debe responder a los cuatro imperativos funcionales siguientes:

1. La estabilidad normativa o latente (pattern-maintenance). Corresponde al componente estructural de LOS VALORES / ESTRUCTURAS DE SOCIALIZACIÓN (familia, enseñanza) / SUBSISTEMA DE LA CULTURA

    La función de estabilidad normativa, consiste en asegurar que los valores de la sociedad sean conocidos por sus miembros, y que éstos sean motivados para aceptar esos valores y someterse a sus exigencias. La estabilidad normativa no implica un estado estático, pero es la función menos dinámica de las cuatro.

2. La integración de los miembros en el sistema social. Corresponde el componente estructural de las normas

  EL DERECHO Y EL APARATO JUDICIAL/ SUBSISTEMA SOCIAL

  La función de integración, consiste en asegurar la coordinación entre las unidades o partes del sistema.

3. La prosecución de fines (goal-attainment). Corresponde el componente estructural de LAS COLECTIVIDADES / ESTRUCTURA POLÍTICA / SUBSISTEMA DE LA PERSONALIDAD

  Definición y obtención de objetivos para el sistema entero y/o para sus diferentes unidades constitutivas

4. La adaptación al medio circundante físico y social. Corresponde al componente estructural DE LOS ROLES

  ESTRUCTURA ECONÓMICA / SUBSISTEMA DEL ORGANISMO BIOLÓGICO

  La función de adaptación se relaciona al conjunto de los medios a los que el sistema y sus miembros deben recurrir para la prosecución

  En la sociedad tradicional, los cuatro subsistemas están menos diferenciados y un mismo conjunto estructural cumple más de una función (la colectividad religiosa, es también colectividad política, y puede ser también económica). En las sociedades más avanzadas  hay una diferenciación cada vez mayor entre las cuatro funciones y entre los conjuntos estructurales correspondientes.

 

Noción parsoniana de estructura. Consiste en modelos institucionalizados de la cultura normativa.

  La estructura comprende "los elementos de la organización del sistema susceptibles de ser considerados como independientes de las fluctuaciones de escasa amplitud y de corta duración resultantes de las relaciones entre el sistema y su medio externo".

La acción social y el cambio social. Según Parsons, existen cuatro mecanismos sociales que operan como gobernantes complejos o controles cibernéticos que mantienen el sistema social en condición de equilibrio dinámico: el dinero, el compromiso social, el poder y la comunicación. Así, "la dinámica de los sistemas sociales no es tanto un problema de la transformación de la energía cuanto del procesamiento de la información."

   El problema del cambio surge cuando se perturban las condiciones de equilibrio en que el sistema funciona normalmente. Existe un punto de equilibrio entre el sistema social y su entorno, como también en el seno mismo del sistema social. Frente a una perturbación, la tendencia natural de todo sistema consiste en preservar su equilibrio o en recuperarlo. Ningún sistema social permanece inalterado indefinidamente, ni al ser perturbado vuelve sin alteración a su estado original.

  Cuando el equilibrio se rompe, se constituyen dos tipos de cambio social:    

  1. Cambio de equilibrio: Da paso a un nuevo tipo de equilibrio, sin que el sistema resulte modificado
  2. Cambio de estructura: Cuando las fuerzas del cambio son muy poderosas, la ruptura del equilibrio entraña un cambio en la estructura, que afecta a la naturaleza del sistema.

   Las fuentes del cambio pueden ser endógenas (es decir que afectan los límites dentro del sistema), y que son causados por "tensiones" dentro del sistema o exógenas (es decir, iniciadas a partir de uno de los sistemas, fuera del sistema social), como por ejemplo los cambios en las técnicas de explotar la naturaleza, guerras, etc.

  Al existir, según Parsons, una interdependencia de los elementos de un sistema, esto significa que el cambio no puede ser producido por un solo factor.

  El análisis del cambio debe tener en cuenta los siguientes aspectos:    

  Se puede reconocer una jerarquía de importancia entre los factores que comparten el proceso del cambio social. El foco crucial se encuentra en el sistema de valores, que es el menos afectado por los cambios ligeros del sistema.

 

Diferencia entre "cambio de equilibrio" y "cambio de estructura".

  El cambio de estructura resulta de una acumulación de tensiones (strains) cada vez más fuertes en el seno del sistema social. Un cambio de estructura se presenta entonces, como el único modo de adaptación posible de disminuir o de reducir la tensión creciente.

   El cambio de equilibrio, por el contrario, disuelve incesantemente las tensiones resultantes de los ajustes, de modo que éstos se producen de una manera apenas perceptible.

  En relación a la jerarquía cibernética de control: un cambio de estructura supone siempre una transformación en el universo cultural de los valores y en la función de estabilidad normativa,  y es preciso entonces, que los miembros de la sociedad acepten o interioricen los nuevos valores.

 

Resistencias al cambio. De la función de estabilidad normativa resulta que, incluso en el caso de una fuerte tensión interna, la resistencia al cambio, puede ser tal, en un sistema social, que bloquee toda transformación de las estructuras. El sistema puede entonces intentar la represión de las fuentes de perturbación o su neutralización.

 

 

3.2. El problema del cambio social y cultural según Robert Nisbertt

  El cambio es una sucesión de diferencias en el tiempo en una identidad persistente en un área determinada”. Nisbertt. Cuatro elementos en esta definición: 

  “Diferencias”. La observación de la diferencia, es el principio de toda conciencia de cambio.

 En el tiempo”. Para que las diferencias constituyan un cambio, han de ser sucesivas en el tiempo.

  “Identidad persistente”. Cuando se observa que las diferencias en relación a algún objeto o ser, cuya identidad persiste puede decirse que se ha producido un cambio.

  “En un área determinada”. El cambio se realiza en un lugar concreto.

  No se puede omitir ninguno de estos cuatro elementos, para no confundir cambio con movimiento o interacción, que es una condición necesaria pero no suficiente para el cambio.

Cambio social. Hacemos referencia a sucesivas diferencias en el tiempo de alguna relación, norma, status o estructura social, como por ejemplo, la familia, la iglesia, la nación, el rol de la mujer...es decir nos estamos refiriendo a cualquier entidad social que deriva de una interacción simbólica.

Motivos del cambio: la naturaleza de la persistencia y las variables.

1. Naturaleza de la persistencia: los mecanismos de fijación y persistencia de la sociedad, remiten al poder del conservadurismo en la vida social; el poder de la costumbre, de la tradición, del hábito y de la simple inercia.

Para William Ogburn cada cultura representa a su manera un modo de adaptación del ser humano a su medio, y una vez que se ha efectuado una adaptación de cualquier clase, se desarrollan fuertes impulsos para retener este modo de adaptación.

2. Las variables del cambio: relación causal entre una estructura determinada y los cambios que, retrospectivamente, vemos que han afectado a la estructura. ¿cuáles son esos cambios? Una forma de estimarlos consiste en explicarlos enteramente los cambios en función de los elementos de la estructura interna. (Formas de interacción social).

  Cuando analizamos los cambios que se producen el una estructura social determinada, hay que tener en cuenta la distinción propuesta por Radcliffe-Brown sobre dos tipos de cambios:

  ·        Cambios en la estructura (interaccionismo simbólico)

  Cuando se produce un cambio en algún/os elementos de la estructura, pero sin ain afectar a la forma estructural de una sociedad. Hablamos por tanto, de cambios dentro de la estructura. R-Brown les llama reajustes.

  ·        Cambios en la forma estructural: cambio de tipo

  Se produce cuando en una sociedad, a consecuencia de alteraciones provocadas por evolución interna o bien por impacto desde fuera, cambia su forma estructural.

  Para entender este “cambio de tipo” (de la estructura social) nos es de gran utilidad remitirnos al examen que Thomas Khun hace de la historia de la ciencia. La crisis en la ciencia puede describirse como lo que se produce cuando un paradigma, o perspectiva, antiguo, rutinizado o familiar desde largo tiempo atrás ya no es adecuado ni tiene sentido, apareciendo, por tanto, un nuevo paradigma, o teoría. Estaríamos por tanto ante un “cambiode tipo”, ante una nueva estructura social.

Características del cambio social (“cambio de tipo”)

1. Continuidad y discontinuidad: los cambios de tipo se caracterizan por su discontinuidad. Nisbett entiende por discontinuidad que los cambios no se producen genéticamente (como argüiría el organicismo), no se trata de poner en duda la continuidad del tiempo ni la del espacio, pero el tiempo no es lo mismo que cambio.

Hay que tener en cuenta, que, a veces, el factor decisivo de un “cambio de tipo” es cierta crisis precipitada por la incapacidad absoluta de lo viejo para continuar funcionando (crisis de paradigmas).

2. Acontecimientos históricos: si nos preguntamos en qué condiciones se produce un cambio nos vemos obligados a examinar la relación entre el cambio social y los acontecimientos históricos. El estudio sociológico y antropológico del cambio ha de ser histórico, entendiendo por histórico aquello que acontece en un tiempo, lugar y circunstancia.

3. Crisis y conflicto: Los cambios de tipo se producen cuando hay crisis de paradigmas. La crisis que genera un cambio social es resultado de un conflicto de valores, de percepción, de sistema de ideas, y por tanto el agente de ese cambio será el sujeto social.   

4. Direccionalidad: El cambio no es direccional en el sentido de que la entidad siga un camino o ruta existente de la misma forma que alguna planta u organismo, cuyo ciclo vital nos resulte familiar, sigue un camino o ruta.

  La supuesta direccionalidad del cambio está en la mirada del observador que contempla el cambio, y que puede variar de un observador a otro: lo que ve un Marx no es lo mismo que lo que ve un Spencer o un Lévi-Strauss. Como diría Durkheim:

 todo lo que podemos observar experimentalmente...es una serie de cambios entre los que no existe un nexo causal. La fase precedente no produce la siguiente; la relación entre éstas es exclusivamente cronológica”

 

 

                                  Volver a portada        Volver a Antropusi